sustentarse_Qué es el Distintivo ESR

¿Qué es el Distintivo ESR?

Distintivo ESR

¿Alguna vez has escuchado a alguien decir mi Empresa es Socialmente Responsable? 

En el año 1997, cuando el Centro Mexicano para la Filantropía (Cemefi) inició su programa de Responsabilidad Social Empresarial (RSE), dio mucha importancia a la elaboración de un marco conceptual y valoral que sustentara los lineamientos y acciones necesarias para ayudar a las empresas a construir y adoptar, en su estrategia de negocios, una nueva visión empresarial que fortaleciera sus acciones de responsabilidad social.

En el año 2000, nace el Distintivo ESR, de Empresa Socialmente Responsable, como una herramienta para identificar y medir su responsabilidad social y ser reconocidos por ese compromiso.

¿Qué es el Distintivo ESR?

Es el compromiso público que hace la empresa en cuatro ámbitos estratégicos de su actuar cotidiano: calidad de vida para sus colaboradores, cuidado y preservación del medio ambiente, vinculación con la comunidad y gestión ética.

Jorge Villalobos

sustentarse_Qué-es-el-Distintivo-ESR

Ostentar el Distintivo ESR significa:

  • Compromiso de la empresa con la sociedad.
  • Cumplimiento con sus obligaciones legales.
  • Impulsar procesos de mejora continua para beneficio de todos los grupos con los que se relaciona.
  • Fortalecer sus impactos positivos y reduciendo los negativos.

Cabe destacar que la Responsabilidad Social Empresarial (RSE) no es una moda, es una necesidad convertida en estrategia que permite desarrollar ventajas competitivas evidentes, por acción y comunicación,  para los públicos organizacionales, generando beneficios tangibles y útiles para el desarrollo social, económico, cultural, entre otros.

Una empresa para definirse como socialmente responsable debe en su filosofía de gestión formular y poner en práctica acciones efectivas en materia social, con lo cual se vislumbre la relación entre productividad, comunidad y medio ambiente. Visto de esta forma la empresa dejaría de ser un ente individualista para convertirse en una institución colectiva, dialéctica y responsable con su entorno.

Añez y Bonomie

Partiendo de la noción anterior, existen características por las cuales una empresa es considerada socialmente responsable, la responsabilidad en su contexto social es un estado de conciencia compartido, y como tal debe impregnar a toda la organización, todos sus procesos: administrativos, de producción, humanos, a través de “…una gestión consciente y, en consecuencia, responsable de los impactos que produce en la sociedad en la que actúa y a
la que sirve” (Pizzolante.2009).

Ampliando más la visión de este autor al respecto expresa:

Cuando afirmamos, -con profundo respeto por las diferencias-, lo fundamental de “modelar” con nuestra actuación, en tiempos de grandes complejidades y asimetrías morales, estamos invitando al mundo empresarial, nacional o multinacional, grande o pequeño, con o sin fines de lucro, público o privado, a trascender de los “programas y proyectos” de RSE, presentes en muchas organizaciones, a comprender que ellos no necesariamente nos convierten en una Empresa Socialmente Responsable; es decir en organizaciones conscientes que las decisiones que toman o dejan de tomar sus líderes, -producto de los planes de negocios-, impactan positiva o negativamente a la sociedad donde operan.

Que más allá de focalizar esfuerzos en ganarnos la ya trillada expresión: “licencia para operar”, el momento no deja espacio para hacer esperar nuestros mayores esfuerzos por lograr la licencia “social” para “prosperar”. Prosperidad entendida como el mayor estado de bienestar que puede generar una empresa, a partir de los procesos de gestión que le caracterizan; decisiones gerenciales que comunican, -por lo que hacen, no por lo que dicen-, la verdadera responsabilidad del liderazgo empresarial.

Acciones que reflejan el día a día en materia laboral, en la selección de proveedores, en la transparencia financiera frente a los accionistas, en la relación honesta con el consumidor de productos, en fin, en la comunicación responsable de sus intereses, enmarcados en claros valores, que se hacen tangibles en el comportamiento ético y moral de aquellos que integran la empresa.(Pizzolante, 2009)

Sustentarse cuenta  con un sólido portafolio de servicios de consultoría para apuntalar y fortalecer la visión de Sostenibilidad de las empresas.


Temas relacionados que podrían gustarte:

https://sustentarse.com.mx/7-aciertos-para-la-comunicacion-efectiva-en-el-trabajo/